Juan de la Cruz: Coplas. Espejos de la Religiosidad 5.

Es temprano por la mañana, lluvia mansa en un día feriado. Todos duermen y la calma de la ciudad es completa.  El jardín está silencioso, de tanto en tanto parejas de pájaros chillones que anidan en lo más alto del árbol se saludan entre sí.  ¿No es perfecto para seguir llenando esta página con lo grande?

.  .  . 


Juan de la Cruz (Fontiveros, Ávila, España, 24 de junio de 1542 - Úbeda, Jaen, 14 de diciembre de 1591)

(Tradición manifestativa del Eros)



ENTREME DONDE NO SUPE...

      ENTREME donde no supe
y quedéme no sabiendo,
toda ciencia trascendiendo.

     Yo no supe donde entraba,
pero, cuando allí me vi,
grandes cosas entendí;
no diré lo que sentí,
que me quedé no sabiendo,
toda ciencia trascendiendo.

     De paz y de piedad
era la ciencia perfecta,
en profunda soledad,
entendida vía recta;
era cosa tan secreta,
que me quedé balbuciendo,
toda ciencia trascendiendo.

     Estaba tan embebido
tan absorto y enajenado,
que se quedó mi sentido
de todo sentir privado;
y el espíritu dotado
de un entender no entendiendo
toda ciencia trascendiendo.

     El que allí llega de vero,
de sí mismo desfallece;
cuanto sabía primero
mucho bajo le paresce;
y su ciencia tanto cresce,
que se queda no sabiendo,
toda ciencia trascendiendo.

     Cuanto más alto se sube,
tanto menos entendía
qué es la tenebrosa nube
pue a la noche esclarecía;
queda siempre no sabiendo
toda ciencia trascendiendo.

      Este saber no sabiendo
es de tan alto poder,
que los sabios arguyendo
jamás le pueden vencer,
que no llega su saber
a no entender entendiendo,
toda ciencia trascendiendo.

     Y es de tan alta excelencia
aqueste sumo saber,
que no hay facultad ni ciencia
que le pueda emprender,
quien se supiere vencer
con un no saber sabiendo,
irá siempre trascendiendo.

     Y si lo queréis oír,
consiste esta suma ciencia
en un sentido sentir
de la divinal Esencia;
es obra de su clemencia
hacer quedar no entendiendo
toda ciencia trascendiendo.


Nota: La vía recta, sin intermediarios; el hexagrama 20, La Contemplación. 
El logro de la vía recta, 20.1.2: el hexagrama 61, La Verdad Interior:  
"...quien se supiere vencer con un no saber sabiendo,..." 



VIVO SIN VIVIR EN MI...


     VIVO sin vivir en mí,
y de tal manera espero,
que muero porque no muero.

     En mí yo no vivo ya,
y sin Dios vivir no puedo;
pues sin Él y sin mí quedo,
este vivir, ¿qué será?
Mil muertes se me hará, 
pues mi misma vida espero,
muriendo porque no muero.

     Esta vida que yo vivo
es privación de vivir;
y así, es continuo morir
hasta que viva contigo;
oye, mi Dios, lo que digo,
que esta vida no la quiero;
que muero porque no muero.

     Estando absente de ti,
¿qué vida puedo tener,
sino muerte padescer,
la mayor que nunca vi?
Lástima tengo de mí,
pues de suerte persevero,
que muero por que no muero.

     El pez que del agua sale,
aún de alivio no caresce,
que en la muerte que padesce,
al fin la muerte le vale;
¿qué muerte habrá que se iguale
a mi vivir lastimero,
pues si más vivo más muero?

     Cuando me pienso aliviar
al verte en el Sacramento,
háceme más sentimiento
el no te poder gozar;
todo es para más penar,
por no verte como quiero,
y muero por que no muero.

     Y si me gozo, Señor,
con esperanza de verte,
en ver que puedo perderte
se me dobla mi dolor;
viviendo en tanto pavor,
y esperando como espero,
muérome por que no muero.

     Sácame de aquesta muerte,
mi Dios, y dame la vida;
no me tengas impedida
en este lazo tan fuerte;
mira que peno por verte,
y mi mal es tan entero,
que muero por que no muero.

     Lloraré mi muerte ya,
y lamentaré mi vida
en tanto que detenida
por mis pecados está.
¡Oh mi Dios!  ¿cuándo será?
cuando yo diga de vero:
vivo ya porque no muero.


TRAS DE UN AMOROSO LANCE...


     TRAS de un amoroso lance,
y no de esperanza falto,
volé tan alto, tan alto,
que le dí a la caza alcance.

     Para que yo alcance diese
a aqueste lance divino,
tanto volar me convino
que de vista me perdiese;
y con todo, en este trance,
en el vuelo quedé falto;
mas el amor fue tan alto,
que le di a la caza alcance.

     Cuando más alto subía,
deslumbróseme la vista,
y la más fuerte conquista
en escuro se hacía;
mas por ser de amor el lance,
di un ciego y oscuro salto,
y fui tan alto, tan alto,
que le di a la caza alcance.

     Cuanto más alto llegaba
de este lance tan subido,
tanto más bajo y rendido
y abatido me hallaba;
dije: no habrá quién alcance;
y abatime tanto, tanto,
que fui tan alto, tan alto
que le di a la caza alcance.

     Por una extraña manera
mil vuelos pasé de un vuelo,
porque esperanza de cielo
tanto alcanza cuanto espera;
esperé sólo este lance,
y en esperar no fui falto,
pues fui tan alto, tan alto,
que le di a la caza alcance.

Nota: conviene perderse de vista volando alto, hexagrama 20

.  .  . 

Referencias: 

Copié estos versos de Juan de la Cruz de una selección de Manuel Altolaguirre para la colección de Ediciones La Veronica, Aires de Mi España, 1943, México. 

Advertencia:

estas poesías son atribuidas a San Juan de la Cruz en el libro que he copiado y al que hago referencia arriba. Quité los títulos y coloqué el comienzo. Mi  interés  acá es mostrar los espejos de la religiosidad del hombre y no las controversias religiosas. Fui a leer sobre su vida y la de Teresa, ahora entiendo mejor a Juan y su "tanto volar me convino que de vista me perdiese". No hay bien que por mal no venga.

Religiosidad no es las religiones: http://es.wikipedia.org/wiki/Religiosidad

Comentarios

  1. Hola Marta, solo quería comentarte que el segundo poema no es de San Juan de la Cruz. Es uno de los poemas más conocidos y apreciados de otra famosa autora del misticismo español: Santa Teresa de Ávila.
    Aprovecho para saludarte y darte la enhorabuena por tu blog, que conocí hace relativamente poco. Me parecen fantásticas las lecturas que haces de los diferentes hexagramas del I Ching: tu interpretación me parece muy actual y novedosa, pero al la vez profunda y universal. De momento no había comentado ninguna entrada ni te había preguntado nada, pero recurro con cierta asiduidad a tu blog para buscar claves de interpretación en las respuestas del Maestro. Un saludo afectuoso y gracias por compartirnos tu sensibilidad y comprensión.

    ResponderEliminar
  2. Hola a todos.
    Estas entradas no reciben comentarios porque mucha gente confunde religiosidad con religión e iglesia y no tenía ganas de estar recibiendo pareceres. Que cada uno lo haga por su propia cuenta y se lo guarde para sí mismo. La religiosidad es personal, hay demasiadas religiones en el mundo y todas hablan de lo mismo.
    Gracias por su comprensión, un saludo afectuoso.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

No se aceptan comentarios anónimos ni aquellos que no se correspondan al tema de la entrada. Este espacio de comentarios es para compartir las lecturas, no para utilizarlo como consultorio personal. Está activado el moderador de comentarios por lo que será publicado luego de que yo lo lea. Activen el comando "Avisarme"del formulario de comentarios para que les llegue su publicación y mi respuesta. Gracias por participar con nosotros.

Entradas populares de este blog

Hexagrama 61, una lectura de las lineas 3 y 4

Hexagrama 16, El Entusiasmo. Las Líneas

Hexagrama 56, para su sexta línea.

Hexagrama 52, La Montaña, las líneas

Hexagrama 63, para su tercera línea