Hexagrama 43.4, para esta línea.


"..¿Cómo podría demostrarte lo que busco? No se trata de un objeto que habla a los sentidos, sino al espíritu. No me pidas que justifique el ceremonial que impongo. La lógica pertenece a la etapa de los objetos y no al lazo que los ata. Aquí no tengo ya lenguaje."

Y, entonces, como el escritor ya no tiene lenguaje, el poeta apela a una metáfora:

"Tu has visto las orugas que sin ojos se encaminan hacia la luz o suben por el árbol. Y las observas como hombre, y te preguntas lo que buscan. Y concluyes: "Luz" o "Cima". Pero ellas lo ignoran. Igualmente si recibes algo de mi catedral, de mi año, de mi rostro, de mi patria, ello será tu verdad y poco me importa de tu viento de palabras que no sirve más que para los objetos. 
Tú eres oruga. Ignoras lo que buscas."



Extraído por Tegularius del libro ‪#‎Ciudadela‬, de Antoine ‪de ‎Saint_Exupèry‬

¿A quién está hablando Saint-Exupery acá? Me habla a mí -que lo estoy leyendo y por eso lo recibo-, y me dice: "Tú eres oruga. Ignoras lo que buscas." 
¿Quién impone el ceremonial, Saint-Exupery? No, "algo" lo impone y él obedece.
¿Por qué él lo escribió así, en ese tono? Porque así le salió de adentro y no puede cambiar eso, el poeta no puede cambiar lo que escribe para brindarnos una explicación de su canto. Es uno el que tiene que oír su canto y acoplarse a su canto.

Ese ceremonial impuesto -que es la vida como se nos presenta para ser vivida a cada uno de nosotros-,  es el lazo que ata fuera de toda lógica acontecimientos y personas a nuestra vida.
No se puede explicar con la lógica nuestra vida como viene para ser vivida, es un intento vano, pura vanidad de nuestra parte racional intentar aplicar la lógica a la vida como viene para ser vivida. 
Este es el origen del humor y de la risa, de todas las comedias que hemos escrito y vivido los hombres, de todos los chistes y carcajadas: nuestra parte racional es burlada por la vida como viene para ser vivida y desata la risa.
Es también el origen de todas las tragedias que hemos escrito y vivido y que nos suceden cuando no aceptamos el "ceremonial impuesto"; es decir, cuando no aceptamos la vida como viene siendo para que la vivamos, cuando la queremos enderezar a la fuerza -resueltamente- para que se ajuste a lo que nuestra parte racional tiene planeado para lograr sus deseos.

Esta cuestión, de que la vida como viene se impone sobre cualquier plan que -resueltamente- hayamos decretado para nuestra vida, nos guste o no nos guste; es una verdad que cualquiera sabe si ya ha vivido unos cuantos años acá.
Entonces, digo yo, ¿porqué nos complicamos tanto la vida convirtiéndola en dramática si es más fácil y simple aceptar esto, reír, y dejar que el paso del tiempo nos muestre a dónde nos lleva el "ceremonial impuesto"?

A esto se refiere la cuarta línea del hexagrama 43, La Resolución, cuando dice:

En los muslos no hay piel y resulta difícil el caminar.
Si uno se dejara guiar como una oveja se desvanecería el arrepentimiento.
Pero al escuchar estas palabras, no se creerá en ellas.

La única diferencia entre los dichos de Saint-Exupèry en este fragmento de Ciudadela y los dichos del dictamen de 43.4,  es que nos ofrece como metáfora a la oruga ciega en lugar de a la mansa oveja.

Interesante la metáfora de Saint-Exupèry, tal vez superadora de la oveja. Porque la oruga es casi ciega y sus otros sentidos son muy deficientes y esta línea nos pide confiar en algo como un salto al abismo con los ojos cerrados.
Al mutar esta línea el trigrama superior Lago muta al trigrama Agua; y el hexagrama 43, La Resolución, muta al hexagrama 5, La Espera.

Hexagrama 43
Hexagrama 5
La cuarta línea del hexagrama 43, La Resolución, es una línea que agrega comprensión al significado del hexagrama 5, que Wilhelm ha traducido como La Espera, que es una espera activa donde, mientras se actúa, se espera.
Una doble actitud, actuar y esperar; es decir, no adelantarse a los acontecimientos, no permitir que nuestros planes nos nublen la visión de lo que la vida trae para nosotros, cambiar nuestros planes, adaptarnos a la vida como viene para ser vivida. 
Ser dúctiles como el Agua, aceptar la piedra en el camino y rodearla, aceptar la caída y seguir, aceptar el remanso donde se ralentiza, aceptar los riachos compañeros que nos aumentan en caudal y en fuerza y vienen de lugares lejanos desconocidos para nosotros, unir y sumar vivencias, hacer experiencia y consciencia viviendo, transformarnos. 
Dejar que el tiempo haga su trabajo en nosotros, que nos talle, que nos transforme, ¿quién sabe el final del camino?, nadie, pero con seguridad que cuando estemos llegando a él, si hemos vivido de esta manera que el I Ching nos propone en el hexagrama 5, La Espera, no podremos creer en lo que nos hemos transformado. 
De oruga a mariposa; de ser un ser ciego que se arrastra en la oscuridad buscando alimento a un ser volador al que no se le escapa un solo color ni un solo aroma. Quién lo hubiera dicho.



Es sabido para todos que a estas palabras del I Ching no se le otorga crédito alguno, que no se cree en ellas y el dictamen de 43.4 lo acepta sin discusión. Porque vivimos en base a creencias mentales que hemos construido entre todos y todos somos sordos a esta verdad: que el lazo que ata los acontecimientos y personas a nuestra vida nos es desconocido, pero los ata más fuerte que cualquier plan racional que podamos proponer para ella.

Se puede decir que 43.4 es una línea que nos resulta muy antipática, cuyo consejo nos molesta mucho, que la recibimos cuando estamos obcecados en salirnos con nuestra voluntad y consultamos para encontrar una salida, por lo general en un estado de queja y victimismo y en momentos de sufrimiento emocional, de enfermedad o de cualquier otra condición que nos haga entrar en rebelión contra lo que nos trae nuestra vida para ser vivido.
Algo que debería hacernos pensar en que -en este caso particular en que salga mutando esta línea- es mejor seguir este consejo aunque caminemos a ciegas y no tengamos idea de adónde nos llevará lo que estamos viviendo y queremos eludir. Que es mejor atravesar esta situación con docilidad  hasta que aparezca la salida por sí misma y salgamos del agujero. Hay algo para uno en esta situación; algo que aprender, algo que superar, algo que saber de nosotros mismos. En fin, algo  que es nuestro más allá de que nos guste o no nos guste.
Entonces esta línea nos desafía a creer en esas palabras justamente porque nos dice que no creeremos en ellas. Digamos que es una prueba de amistad, de confianza en el amigo que nos ayuda cuando consultamos el I Ching.
Que sigas por donde vas, que no has perdido el camino, hay fuerzas que están actuando que desconoces y no necesitas conocer.  Que aún no ha llegado el momento de manifestar tu resolución, que a esta oportunidad la dejes pasar, que vendrá otra donde todo estará más claro en tu interior y estarás en situación de poder hacerlo en el lugar y el tiempo más adecuado.Es decir, la situación de la quinta línea. Así es.
La cuarta línea del hexagrama 5 es una situación crítica, hay que salir del agujero donde uno espera en la sangre. Esto ayuda a no esperar en la sangre, a seguir esperando y construyendo esta resolución en lugar de intentar salir ya a como de lugar. Porque disminuye la angustia, vuelve la calma, restituye la esperanza. Es una línea animosa, aunque nos resulte en un primer momento muy antipática, luego recapacitamos y lo tomamos con calma. Esa es la idea con esta línea.

Igual que le sucede a la oruga cuando fabrica su crisálida y entra en la metamorfosis que la transforma en mariposa. Algo que no parece ser placentero hasta que se sale de ello, como se puede ver en este vídeo:
https://youtu.be/BBFLswnEvWA

Si la oruga fuese un ser pensante que sabe lo que le está ocurriendo y se resistiera a pasar por esto p'a no sufrir, si buscara tener bajo control todo p'a no sufrir, si no dejara hacer a la vida cuando hay que dejar hacer p'a no sufrir, no existirían las mariposas. 

Estaba pensando que el río también desconoce el camino por el que llegará al mar y no por eso deja de bajar por su cauce. 
O blando y fácil, o duro y difícil; porque el agua del río también arrastra rocas que desgasta lentamente. Es asunto de elegir, me parece que mejor es blando y dúctil en el centro del río; que es más fácil y simple que andar rodando por el fondo despellejándonos los muslos millones de años.


Esta línea afirma que al escuchar estas palabras, no se creerá en ellas.
Pienso que cualquier cosa que yo diga al respecto será tan inútil como estas palabras a menos que ya seamos amigos de este libro.
Ver para creer es nuestra máxima más racional y siempre nos resistiremos al "ceremonial impuesto" p'a no sufrir.
Quiero cambiar, dejar de ser una oruga medio ciega y sorda que solo sabe alimentarse y defenderse, quiero volar , ser libre, pero sin pasar por la metamorfosis p'a no sufrir. Eso es lo usual.



Comentarios

  1. Y aún así el I Ching es comprensivo y ofrece una alternativa. Si creyéramos iríamos por el camino simple y recto pero como no vamos a creer entonces deberemos ir por el camino del arrepentimiento. El arrepentimiento es la oportunidad de volver al camino recto aunque para llegar a él uno previamente se pierde recorriendo senderos hasta callejones sin salida, como si de un laberinto se tratara. La resolución no requiere de violencia y nada puede hacerse ante ella, es inevitable porque se trata de uno de los doce signos del calendario, por eso aunque no seamos como la oruga o la oveja, aunque queramos saber para qué vamos, hacia dónde vamos y queramos conducir y no ser conducidos el final va a ser el mismo, la única diferencia es que la oruga o la oveja hacen el camino fácil y nosotros deberemos primer errar para acabar comprendiendo que actuar siempre, avanzar siempre, querer tener la iniciativa, querer hacer "algo", "lo que sea" es en ocasiones futil, cuando humillados por el error comprendamos el arrepentimiento nos ofrece una nueva oportunidad de regresar al camino.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Sándalo, lo que agregas es muy importante.El camino del arrepentimiento es rodar por el fondo del río y es algo propio de la pesadez de la materia sin espíritu. Ahí también le acierta Saint-Exupèry, es algo que habla al espíritu y que la materia que sufre no comprende. Si no fuéramos pensantes no podríamos hacer nada al respecto, pero nuestra mente se interpone para eludir el sufrimiento, ahora recuerdo "aparta de mí este cáliz". La metamorfosis es dolorosa.
      Esto es un aprendizaje de la humanidad como un todo.

      Eliminar
  2. En lenguaje astrológico, querer pasar de libra a sagitario sin pasar por escorpio. Gracias, como siempre, por tu generosidad.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si Silvina, eso es. Lo bueno de esta línea es que te dice que ya estás en Escorpio y que esta vez permitas que haga su trabajo, que no salgas corriendo, que es mejor que te tranquilices para no pasarla tan mal como lo estás viviendo, porque la actitud ayuda en ese tránsito.
      Gracias por el comentario, un abrazo

      Eliminar
  3. Hola Marta, realice la pregunta: q tipo de relación se establecerá entre Ç y yo, la respuesta fue 43.4 mutando al 5.
    Después de haber leído las explicaciones q das, se me ocurren varias posibilidades:
    1- Que existe una razón por la q nos hemos conocido, aunq el tipo de relación que se va a establecer entre nosotros habrá sufrimiento, dificultades e incluso error, pero Hace falta pasar por ahí, como que la vida lo pone para ser transitado.
    2- otra posible respuesta es q directamente no se va a producir, habrá paralisis, se para, no continua. no se da una relacion.

    Que te parece Marta?
    Gracias por recibir mis preguntas y necesidades de orientacion

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Marta.
      Hay otras posibles lecturas, muchas otras. No sabemos cuál es la correcta porque eso aún no ha sucedido.
      Si quieres usar este libro para conocer el futuro sólo te puede ayudar con algo que tenga un pasado.
      Porque vienes de un pasado conocido y estás en un presente también conocido, por eso es que una respuesta a una pregunta sobre el futuro inmediato tiene alguna posibilidad de ser leída con certeza.
      Acá no hay pasado, si lo tuvieras la podrías leer.
      Cariños

      Eliminar

Publicar un comentario

No se aceptan comentarios anónimos ni aquellos que no se correspondan al tema de la entrada. Este espacio de comentarios es para compartir las lecturas, no para utilizarlo como consultorio personal. Está activado el moderador de comentarios por lo que será publicado luego de que yo lo lea. Activen el comando "Avisarme"del formulario de comentarios para que les llegue su publicación y mi respuesta. Gracias por participar con nosotros.

Entradas populares de este blog

Hexagrama 55, una lectura de su sexta línea.

Hexagrama 53, Chien, La Evolución (y algunas reflexiones sobre la línea tres)

Hexagrama 63, para su tercera línea

El hexagrama 64, Wei Chi, Antes de la Consumación.

Hexagrama 18, Ku, el trabajo en lo echado a perder